WhatsApp debería pedirnos permiso para que alguien nos meta en un grupo (y ¡ojo! con los menores)

30 junio, 2015

community-231632_640¿A quién no le han metido en un grupo de WhatsApp sin su permiso?. Es un gran error que esta posibilidad esté disponible libremente para cualquiera que se le ocurra hacer un grupo y empiece a meter a sus contactos. Y causa multitud de molestias: avisos de mensajes nuevos constantes, descarga de mensajes, imágenes y vídeos del grupo cada vez que se conecta, entre otras molestias. Pero además de estas molestias hay graves riesgos para la seguridad.

Lo primero es que todos los del grupo tendrán acceso al número de teléfono y la foto del resto del grupo. ¿Por qué debe conocer un grupo de desconocidos nuestro número de teléfono y además con nuestra foto, etc.? Nuestro teléfono es un dato personal muy importante y como tal debe estar protegido porque son muchas las cosas que se pueden hacer conociendo nuestro número de teléfono. Es algo mucho peor que enviar un e-mail a muchos destinatarios a la vez poniendo sus e-mails en el campo “Para:” desvelando así las direcciones de correo electrónico de todos los destinatarios entre sí; algo totalmente asumido como muy perjudicial pues sufriremos SPAM y otros posibles ataques en nuestro correo electrónico. Pero en cambio en  WhatsApp se consiente y lo cierto es que es mucho peor.

La situación se agrava mucho más cuando se trata de menores. Con esta práctica, el número de teléfono de un menor puede circular por todo un grupo de amigos del cole, desconocidos, mayores, etc. que pueden usarlo como modo de acceso sencillo al menor. Son muchos los casos en que los niños se acosan en el colegio (el famoso ciberbullying) metiendo a uno de ellos en un grupo en el que se mofan y se burlan de él como ya hemos comentado en este artículo anterior. Cuando ocurre eso, ahora todo el grupo tiene ya el número del menor para poder seguir el acoso dentro o fuera del grupo.

Tendríamos que movernos y preocuparnos por estos temas y en este sentido tenemos dos tareas.

La primera es que no deberíamos consentir que WhatsApp permita hacer eso y debemos solicitarle que revise su política de privacidad y que al menos permita al usuario la opción de desactivar su inclusión libre en grupos sin solicitarnos permiso con antelación. Debemos solicitar a WhatsApp y a aplicaciones y webs parecidas, que activen estas y otras opciones de seguridad y privacidad.

La segunda es educar y formar a nuestros niños, niñas y jóvenes a valorar su privacidad y que se lo piensen antes de entrar en un grupo de este tipo con desconocidos donde sus datos, fotos, etc., se pondrán en común con dichos desconocidos o simplemente gente que conocemos pero que no queremos que tengan nuestro teléfono. Educar a niños, niñas y jóvenes en el uso seguro de las nuevas tecnologías y a valorar su privacidad.

¡¡Difunde!!

Juan A. Romero del Castillo

Autor del libro “Menores en La Red” y de los materiales @seguriactiva

Twitter: @seguriactiva

Facebook: facebook.com/seguriactiva

No hay comentarios

Los comentarios están cerrados.